Pasos para el diseño WAN


Diseñar una WAN puede ser un desafío, pero realizar el diseño de una forma sistemática puede dar como resultado un rendimiento mayor a menor costo. Muchas WAN han evolucionado con el tiempo, por lo tanto, es posible que no se hayan considerado muchas de las pautas aquí presentadas. Cada vez que se considere hacer una modificación a una WAN existente, se deben seguir los pasos descriptos en este módulo. Las modificaciones a las WAN pueden surgir de cambios como la expansión de la empresa que la WAN sirve, o la inclusión de nuevas prácticas y métodos de trabajo.

Las empresas implementan la conectividad WAN porque hay necesidad de transportar datos en forma oportuna entre sucursales externas. La WAN está allí para cumplir los requerimientos de la empresa. El cumplir con estos requerimientos trae aparejado costos, tales como provisión de equipo y administración de enlaces de datos.

Al diseñar la WAN, es necesario saber qué clase de tráfico de datos se debe transportar, su origen y su destino. Las WAN transportan una variedad de tipos de tráfico que requieren diferentes anchos de banda, latencia y fluctuación.

Para cada par de puntos finales y para cada tipo de tráfico, se necesita información sobre las distintas características del tráfico. Determinar esto puede requerir de un estudio exhaustivo y la consulta a los usuarios de la red. El diseño con frecuencia implica actualizar, expandir o modificar una WAN ya existente.

Muchos de los datos necesarios pueden provenir de estadísticas de administración de redes existentes.

Conocer los varios puntos finales permite la selección de una topología o diseño para la WAN. Las cuestiones geográficas y las necesidades, como la disponibilidad, tendrán influencia en la topología. Un gran requisito de disponibilidad requiere de enlaces adicionales que ofrezcan rutas de datos alternativos para la redundancia y el equilibrio de las cargas.

Cuando se hayan elegido los puntos finales y los enlaces, es posible estimar el ancho de banda necesario. El tráfico en los enlaces puede tener distintos requisitos de latencia y fluctuación. Una vez que se determine la disponibilidad de ancho de banda, se deben elegir las tecnologías de enlace adecuadas.

Por último, los costos de instalación y operación de la WAN se pueden determinar y comparar con la necesidad que tiene el negocio de provisión de WAN.

En la práctica, seguir los pasos de la Figura rara vez es un proceso lineal. Es posible que sea necesario realizar muchas modificaciones antes de finalizar el diseño. También es necesario realizar un seguimiento y reevaluación continuos después de instalar la WAN para mantener un rendimiento óptimo.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Conectividad y Redes.




Deja un comentario